Fine cree firmemente en el poder de la naturaleza, por eso se esfuerza constantemente por incorporar esa energía en sus desodorantes. La cosmética natural y los potentes ingredientes activos no son una contradicción. Los aceites esenciales también juegan un papel clave en el desarrollo de sus productos, no solo por los sofisticados aromas que crean, sino también por las poderosas propiedades antibacterianas y antivirales que contienen.

Una marca de desodorantes naturales que además también es sostenible. Producen en estrecha colaboración con proveedores nacionales y todos sus productos son 100% veganos, naturales y sin sales de aluminio entre sus ingredientes.

en capítulos anteriores